Le condonan deuda de un millón por hospitalización



Redacción MX Político.- Esta es la solicitud de condonación de gastos por los servicios, que la voy a llenar, pero ya hasta cuando ya tenga un día con el alta... solamente le puedo decir que llegamos a un buen arreglo en este hospital, y en este caso yo, y gracias a Dios el doctor se mostró muy accesible, se nos atendió, por el momento no tengo más que decir porque ya hice algunas declaraciones, solamente se llegó a un buen convenio y se arreglaron las cosas favorablemente".

Don Jesús Villavicencio está seguro que Dios y la solidaridad de la gente lograron que su "pesadilla" comience a tener buenas noticias, luego de que la deuda que tiene en el Centro Médico ISSEMyM Arturo Montiel Rojas de Metepec por la atención a su esposa, quien ya lleva 52 días hospitalizada, le sea condonada en su totalidad, además que la salud de ella evoluciona favorablemente.

La historia de este campesino oriundo de Salazar, Lerma, comenzó el 8 de junio, cuando su cónyuge María Isabel ingresó al nosocomio de Metepec, a casi dos meses le habían dicho que debía casi un millón de pesos por los servicios al no ser derechohabiente. Sin embargo,este jueves las cosas cambiaron tras una reunión con autoridades del ISSEMyM, además le informaron que su esposa está mejor de salud y sólo valoran si tendrán que operarla por una llaga que tiene en la espalda.

"Mi esposa dadas las circunstancias de la intubación, tiene una llaga en la espalda baja y al ser la llaga delicada creo que iba a ser valorada por un este, por un, por un especialista, por un especialista para ver si requería operación, eso fue lo que me dijeron y pues dejó la orden el doctor para ver si el próximo colega, doctor la valoraba pero creo que hay mucho trabajo, está saturado el hospital".

Después de que su historia se conoció dijo estar agradecido por el apoyo de la gente, algunos incluso han ido hasta el hospital a buscarlo para alentarlo, dejarle comida, fruta y otros más dinero o pedirle un número de cuenta para hacerle un depósito, sin embargo, aseveró que su objetivo no era lucrar con su caso, sino que las autoridades estatales y federales tomarán cartas en el asunto, como finalmente ocurrió.

"Soy una persona muy humilde que no quiero lucrar... no quiero que se tome esto a un lucro de abrir una cuenta y que me vayan depositando, ha llegado mucha gente a brindarme su apoyo moral y económico... yo lo único que quiero es que el gobierno o alguna autoridad, alguna dependencia me brinde su apoyo para poder saldar la deuda y que el día de mañana cuando mi esposa ya esté apta para la alta me la pueda yo llevar sin ningún inconveniente a su pobre casa”, agregó Jesús Villavicencio

Añadió que la pandemia ha golpeado a todos sin importar posiciones sociales y ahí se ha juntado con familiares de otros pacientes que también como él han hecho del hospital su segundo hogar, además contó que ahora espera en la parada de autobuses del sitio y ya no en la puerta.

"Creo que la pandemia nos está golpeando a ricos, a pobres, a clase media, no distingue a nadie y este aquí en el hospital yo me he dado cuenta que hay de todo, y están pasando igual por situaciones muy difíciles, muy similares a la mía que a lo mejor no de dinero verdad, pero si con la incertidumbre de saber el estado real de su paciente, están ellos batallando porque aquí ha estado al pendiente de sus familiares”, consideró.

Don Jesús agradeció a la población y a Dios por no dejarlo solo, por ahora mencionó que solo le resta esperar el día en que le digan que María Isabel, su esposa, salga por la puerta del hospital para dirigirse a su casa, a donde la cuidará y estará cerca de su hijo y familiares.



**Información de medios **Foto: Especial



esm