Desean un Metro eficiente y seguro



Redacción MX Político.- Al Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro de la Ciudad de México se le debe inyectar inversión en tecnología nacional, mientras que el organismo tiene que brindar mayor capacitación a su personal, con la implementación de un trabajo interinstitucional, a fin de que se tenga un medio de traslado de pasajeros eficaz, eficiente y seguro.

Ese transporte capitalino puede generar varias áreas de oportunidad para su crecimiento y desarrollo, como es el caso del Plan Maestro del Metro 2018-2030, el marco jurídico relativo y las agendas globales en materia de sustentabilidad.

Dentro de ese contexto, la diputada local por el PT, Jannete Guerrero, dijo que no se debe pasar por alto nuevas oportunidades que hagan de ese medio de transportación masiva uno de excelencia mundial, que incluya mayor capacitación en seguridad, movilidad y condiciones de sanidad.

La postura sobre el tema por parte del coordinador general en Observatorio de Transporte y Movilidad Metropolitana de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), campus Xochimilco, es que uno de los principales condicionamientos para ejercer de manera responsable y eficaz el presupuesto para el Metro, es la pandemia del Covid-19.

Para proponer habilidades para la producción de espacios públicos y garantizar el derecho a la movilidad, con el uso responsable de recursos públicos, se llevó a cabo el coloquio “Dialogando para analizar el STC Metro”, organizado por el presidente de la Comisión de Movilidad Sustentable del Congreso de la Ciudad de México, Miguel Ángel Macedo Escartín.

En la mesa denominada “Hacia una profesionalización de las personas trabajadoras del STC-Metro”, el representante popular de la bancada de Morena dijo que para que las mejoras en el servicio sean visualizadas, deben abarcar no sólo a la capital del país, sino también al área conurbada.

“No debemos olvidar que en un Congreso democrático moderno no sólo se debe de representar la pluralidad y la diversidad, sino que tiene que ser transparente en todas las funciones que desempeña, responsable por todas sus acciones y eficaz por la atención de las demandas, y lo más importante: debe ser un espacio público dispuesto de forma permanente a la participación de la sociedad, de ahí que las mesas de diálogo incluya la participación de todos los sectores”, refirió al respecto.

Fue el secretario general del Sindicato Mexicano de Trabajadores del STC-Metro, Homero Zavala, quien afirmó que actualmente la capacitación que se otorga a los trabajadores es únicamente a las áreas de transportación y taquilla, mientras que para el resto es nula, lo que deriva en un mal servicio y una comunicación errónea entre los mismos trabajadores.

El hecho es que la Comisión Mixta de Capacitación tiene vicios de origen, porque capacita a los trabajadores para que puedan acceder a un puesto no por sus cualidades o capacidades, sino por el tipo de relaciones que tenga con el sindicato mayoritario, lo que ha provocado que muchos nuevos integrantes del STC sean personal no apto o especializado, a decir del líder sindical.

Mientras, el catedrático de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Luis Miguel Rodríguez, calificó de imprescindible el mejorar las condiciones de los trabajadores del Metro, para lo cual es urgente atender la capacitación de la plana laboral en general y no sólo un sector.



Propuso establecer convenios de colaboración con órganos internacionales especialistas en este tipo de transportes masivos y, aclaró que, pese a que se pueden dar acuerdos con instituciones académicas, es vital contar con la experiencia de quienes construyen o manejan trenes.

En el marco de la mesa “Instrumentos necesarios para garantizar el derecho a la movilidad en colaboración de instituciones de gobierno”, se destacó que la promulgación de la Constitución Política local trajo cambios significativos, entre ellos, el reconocimiento del derecho a la movilidad, así como la obligación de las autoridades de generar una norma para garantizarlo.

Se visualizaron y estudiaron los lazos existentes entre el Sistema de Transporte Colectivo y la administración pública local para garantizar ese derecho.

Los participantes se refirieron a soluciones y propuestas que involucran a los diversos actores de la sociedad, para mejorar uno de los sistemas de transporte más importantes y que genera servicios esenciales, en especial durante la actual pandemia provocada por el coronavirus.

Por su pate la integrante de la bancada del PAN en el Congreso capitalino, Gabriela Salido Magos, destacó la necesidad de implementar modelos de intervención que permitan acelerar la transformación de los medios de transportación pública en la ciudad, con una perspectiva que integre tanto la visión del sistema de transporte colectivo, como del espacio público.

A su vez, el vicecoordinador de la fracción parlamentaria del PRD en el Poder Legislativo local y ex director del Metro, Jorge Gaviño Ambriz, sostuvo que el deterioro del STC no se debe únicamente al descuido de las autoridades, sino a la falta de recursos y subsidios.

Consideró que tanto el gobierno del Estado de México como la Federación deben aportar recursos para el subsidio de ese sistema de movilidad, al tiempo que indicó que se tiene que apostar en implementar tecnología nacional.

“Debemos desarrollar un sistema mexicano de pilotaje automático, porque comprar un sistema en el extranjero implica pagar toda la vida las patentes, además de que las reparaciones se deben hacer en el extranjero y eso aumenta los costos, por ello hay que apostar a un desarrollo tecnológico mexicano”, declaró.

La académica de la Facultad de Arquitectura de la UNAM y especialista en movilidad urbana, Yelina Sánchez Simiano, refirió que, con la emergencia sanitaria, “el Metro debe ser un foco prioritario de mejora y eficiencia, al ser la columna vertebral de la movilidad para las personas en la Ciudad de México”.

Abundó que, en el actual momento, es prioritario evitar aglomeraciones, sobre todo en las estaciones más utilizadas y saturadas en horas pico.

Por lo que hace a los principales problemas de movilidad que se enfrentan en la capital del país, detalló que no existe un sistema integrado de transporte.

“No hay una visión integral, esto ocasiona que sea más caro y los tiempos de traslado más largos, las estaciones son inseguras, sucias, contaminantes y, no cuentan con sistemas de información para el usuario”, expuso.

El ex miembro de la Organización de Trabajadores de Confianza del STC–Metro, Ignacio Iyescas, mencionó que actualmente existen deficiencias en la capacitación del personal, por lo que hizo un llamado a atender este tema, toda vez que, “los trabajadores tienen en sus manos la seguridad de miles de personas que se trasladan diariamente por este medio de transporte”.

Durante los trabajos de la mesa “Retos y oportunidades para la modernización del Sistema de Transporte Colectivo, a partir del Presupuesto de Egresos 2020”, se insistió en no dejar en saco roto la actualización de ese medio de transportación, que tiene que ser visto como un organismo prioritario para la seguridad de la ciudadanía.

Miguel Ángel Macedo Escartín, reconoció que el coloquio permitió vislumbrar que es necesaria la modernización de dicho sistema de transporte para garantizar la seguridad, agilidad y espacio público.

Se dejó asentado que se requiere invertir en sistemas de frenado, en imagen, en educación para las personas usuarias y capacitación de trabajadores.

También, es preciso buscar que el Sistema de Transporte Colectivo sea más sustentable, que tenga protocolos de protección civil, salud y atención a víctimas que se estén claramente especificados en la Ley de Movilidad.

En ello coincidió la representante popular petista, Jannete Guerrero, quien insistió que es importante visualizar que el hecho de que el Metro puede convertirse n un generador de oportunidades para su desarrollo y crecimiento.

La coordinadora del Programa de Educación Ambiental en Carta de la Tierra, Adriana García Gómez, precisó que para hacer más sustentable al Metro se tiene que invertir en infraestructura para transportar bicicletas, así como en el espacio público para garantizar la seguridad de peatones y ciclistas.

Del Sindicato del Metro, Daniel Huitrón Pimentel, aseveró que es necesario garantizar la seguridad y movilidad, así como actualizar la capacitación de los trabajadores en el uso y manejo de los nuevos equipos, y garantizar la seguridad de peatones y ciclistas iluminando las calles.

El posicionamiento que ha hecho público la bancada del PAN en el Congreso capitalino, es que la contratación millonaria para adjudicar el mantenimiento al STC Metro, es manejado con opacidad por parte del gobierno capitalino, por lo que tiene que hacer público el convenio.

Los panistas no descartan se planee un negocio turbio en las licitaciones por parte de funcionarios, con lo que se replicaría el fraude acontecido con la Línea 12, la denominada Dorada.

En su momento el coordinador de la diputación de Acción Nacional, Mauricio Tabe, llamó al gobierno de la metrópoli y a la fracción parlamentaria de Morena, a cumplir los acuerdos y entregar la información precisa sobre el contrato para mejorar ese medio de transporte.

Para el diputado blanquiazul Federico Döring, la administración local maneja con opacidad la contratación, cuando se trata de una licitación trascendente para la vida de la ciudad por el monto y los compromisos adquiridos, con lo que además se soslaya al Congreso.

Demandó que el Poder Legislativo acompañe las decisiones de gasto del gobierno y, estimó podría darse un negocio turbio en las licitaciones del Metro bajo el concepto de mantenimiento.

Por otra parte, ante un aumento en la demanda del servicio en el marco de la situación epidemiológica que se vive, el STC Metro conminó a los usuarios a acatar las medidas de autocuidado y prevención, a fin de evitar al máximo contagios por Covid-19.

Ha hecho múltiples llamados a la corresponsabilidad ciudadana, a permanecer en casa si no hay necesidad de salir, así como usar cubrebocas y caretas en caso de transportarse en el Metro, porque el objetivo es salvar vidas, el reto es no contagiar y no contagiarse.

Recordó a los usuarios las reglas para ingresar y viajar a través de las instalaciones. El uso del cubrebocas es obligatorio y se debe mantener puesto de manera adecuada durante toda su estancia y, se exhorta emplear careta, al proporcionar protección mayor para prevenir contagios.

Asimismo, usar gel antibacterial durante el trayecto por la red del Metro, luego de sujetarse de los pasamanos y estructuras metálicas, así como evitar durante este tiempo, llevarse las manos a la cara, en tanto que, en el lugar de destino, deben lavarse las manos con agua y jabón.

También, permanecer en silencio y evitar hablar, cantar, gritar o llamar por teléfono celular, para disminuir la emisión de las gotículas y reducir la posibilidad de contagio en espacios cerrados.



**Información La Prensa  **Foto: Especial




esm